Datos personales

Mi foto
Alcalá de Henares, Madrid, Spain
Y sin embargo, nunca he encontrado lo que escribo en lo que amo.

lunes, 16 de abril de 2012

She is back.

Cuando callen aquellos que susurran entre los muertos, despertando el espíritu que llevo dentro y que no sale, esperando cualquier momento para dejarme despertar, pero dormitando en esos sueños lúcidos de calles poco transitadas y acordeones en las esquinas, de miradas que se cruzan y se encuentran, como dos enamorados detrás de un cristal inconsciente, que es la conciencia de estar apenas consciente. Cuando callen las voces que aconsejan, y que tristes cantan nocturnos a la luz de la luna, como esperando a que ella aparezca de cada una de las teclas de aquel piano maldito que es el mundo, y tú eres un mero observador, del espectáculo que apenas discierne. Arguyes entre monólogos tristes de noches de alcoba y chapuzones en alcohol, buscando la felicidad de una noche de verano zambulléndote en el culo de un vaso de ginebra, ya vacío. Son las doce en el reloj de cuco de la pared de pladur que deseas firmemente que se caiga aplastando tu perturbada cabeza mientras duerme. Y cuando crees que el sueño plácido de ovejas saltando vallas en el campo y estrellas y lunas y mujeres despertará de su sumisa hibernación, la atormentada imagen de ti mismo mirando de espaldas el espejo, olvidándote de tu reflejo, pensando más bien en el peso de no tenerla detrás de ti, mirando y sonriendo la imagen que acontece en el triste reflejo del vaho de tu silueta, aparece. Estás solo, sin nada más que su imagen para poder respirar cada día, para dormir por las noches, y para soñar cada minuto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Retrátame